17 sept. 2012

Preceptos para una vejez felíz




 Por: Marino López-Blanco

 Las rosas se marchitan, las deliciosas frutas se pudren, los alimentos se corrompen  y nosotros los seres humanos con el transcurso del tiempo, y el proceso de envejecimiento también perdemos energía y a veces entusiasmo por la vida.
   Sin embargo, conversando con mi pastor el Rev. José L Hernando, él me dio una buena guía, para mejorar la calidad de vida, de aquellos que como yo estamos en la 3ra edad.
   1-Debemos preocuparnos  y cuidar de nuestra apariencia física.  Como vestir bien, estar pulcros. Todos los días,  como si fuéramos asistir a una gran fiesta. Acaso no hay fiesta mayor que la celebración de la vida.
    2-No debes permanecer confinado en tu cuarto u hogar, todo el tiempo. Sal, camina, visita un parque una playa etc. Acuérdate, las aguas estancadas se purifican, la maquinaria que no se usa se atrofia
     3-Debes amar el ejercicio físico como a ti mismo. Estamos hechos para estar en movimiento. El ejercicio físico es importante para nuestra salud física y mental. Cuídate de la indolencia
     4-Debemos evitar las posturas físicas ,los movimientos o los gestos, indicativos de una persona abatida. Camina erguido y derecho No arrastes los pies  al caminar.
     5- No hablemos de nuestra edad, y mucho menos quejarnos de nuestros achaques, dolores o penas. Después de todo, muy pocos te harán  caso  No le cuentes tus dias en el hospital  Y mucho menos que eres viejo y enfermo
     6-Debemos cultivar el optimismo. Nuestra actitud frente a la vida debe ser positiva Una sonrisa frecuente en nuestro rostro, un gesto amable Nos hace mucho bien a sentirnos  mejor La ancianidad no es una suma de años, sino mas bien un estado mental En vez de añadir años a la vida hay que añadir vida a los años
    7-Debemos de tratar de ser útiles a nosotros ,al igual  que a los demás  Por favor no seamos una rama que se separo voluntariamente del árbol de la vida. No hay que hacer grandes cosas, Quizás una sonrisa, un consejo, un servicio, usemos nuestra experiencia y sabiduría.
    8-Debemos fortalecernos en nuestro cuerpo y en nuestra mente  Estar ocupado es una excelente terapia. Acaso un trabajo voluntario, físico, intelectual o artístico  constituye una medicina ideal para sanar nuestras inquietudes. El trabajo es siempre una bendición.
    9- Debemos ser cordiales, afectuosos en nuestras relaciones. Sobre todo en nuestra familia. Ahí tenemos la oportunidad  de relacionarnos con miembros de distintas edades, niños, jóvenes y adultos Es prudente  también ampliar nuestro círculo de amigos Por favor no salgan a comprar antigüedades
   10- Se prohíbe  creer que los “viejos tiempos” eran mejores.
Nunca te encarceles, tú mismo en tu mundo y te quejes del presente Acuérdate  que tu eres una criatura de Dios. El te creo y te sigue cuidando  Todo lo que tienes te ha sido dado, tu vida  es un regalo de Dios. Disfrutala.

 Marinokey@aol.com

1 comentario:

Anónimo dijo...

GREAT publish and impressive in turn …will bear a try all the tips..Thanks……

Páginas