22/8/2014

La ineluctable muerte

EL NUEVO HERALD
Publicado: Jueves, 21 de agosto 2014
La ineluctable muerte


 

 <span class="cutline_leadin">Admiradores de </span>Robin Williams visitan la casa de San Francisco donde el actor, que se suicidó el 11 de agosto, filmó  <span class="italic">Mrs. Doubtfire</span>.
Admiradores de Robin Williams visitan la casa de San Francisco donde el actor, que se suicidó el 11 de agosto, filmó Mrs. Doubtfire.
JANE TYSKA / MCT

La columna El derecho a morir, publicada el 14 de agosto, hacía pensar que Vicente Echerri desarrollaría el tema del derecho a la muerte natural, pues nadie está obligado a someterse a un ensañamiento terapéutico con respiradores artificiales y otros tubos cuando se está desahuciado.
Pero no, el autor, a propósito del suicidio de Robin Williams, hizo una escalofriante apología del inexistente derecho a matarse. Si el suicidio no fuese trágico habría que ridiculizarlo. ¿Acaso no garantiza el derecho a morir la fragilidad biológica de todo viviente? Como dice el pueblo, “lo único seguro es la muerte’’. ¿Para qué adelantarla cuando es destino inevitable?
El articulista yerra cuando topa con la Iglesia. Dice que a los suicidas les niegan las exequias católicas. Ya no. La Iglesia enseña que el suicidio es pecado contra el Quinto Mandamiento. Matarse ofende a Dios, a la familia, a la sociedad y a uno mismo. Pero la Iglesia suele darles el beneficio de la duda a los suicidas, pues el instinto de conservación es un muro tan formidable, que difícilmente pueda franquearlo alguien en sus cabales. Las drogas, el alcohol, las depresiones, pueden nublar el juicio y debilitar la libertad del suicida.
El Derecho Canónico sólo menciona el suicidio una vez: Prohíbe ordenar de sacerdote a quien haya intentado suicidarse (Can. 1041, 5).
Se debe promover la cultura de la vida desde la concepción hasta el desenlace natural. La vida no es una propiedad, pues nadie ha comprado su vida. Es un don a administrar bien. Por eso el Quinto Mandamiento también incluye el cuidado conveniente de la salud.
La cultura de la vida se opone al suicidio, a la pena de muerte, a la eutanasia y también al aborto. Sí, debe defenderse el derecho de nacer, derecho inolvidablemente novelado por Félix. B. Caignet.

Eduardo M. Barrios, S.J.
Miami

19/8/2014

La clave de viabilidad del Canal de Panamá



 

 <span class="cutline_leadin">Aniceto García Menocal</span>
Aniceto García Menocal
ARCHIVO
El ingeniero Aniceto García Menocal (1836-1908), tío de Mario García Menocal, general presidente (1913-21) de la República de Cuba, dio la solución ingenieril atinada del sistema de esclusas para superar el obstáculo natural del Corte Culebra y sobrepujó así el proyecto original del Canal de Panamá, que se había acometido como canal continuo bajo la dirección del diplomático francés Ferdinand de Lesseps, artífice del Canal de Suez, pero hacia 1888 adoptó aquella solución.
García Menocal nació en La Habana el primero de septiembre de 1836 y en 1858 marchó a EEUU. a estudiar en el Instituto Politécnico Renseelaer (Nueva York). Egresó en 1862 como ingeniero civil y trabajó como tal en la construcción del acueducto habanero de Vento. Al cabo emigró a EEUU para desempeñarse en el Departamento de Obras Públicas de la ciudad de Nueva York.
Tales fueron sus méritos que hacia 1872, cuando la administración del general Ulysses Grant acordó emprender el estudio de factibilidad del canal de Nicaragua, para dar mejor curso al auge comercial de EE UU, el general George McClellan recomendó que García Menocal encabezara el proyecto. El empeño discurrió con altibajos hasta estancarse con la guerra en Cuba y abandonarse como consecuencia de la coyuntura de mercado más favorable al canal de Panamá.
Entre 1872 y 1897 Aniceto García Menocal se consagró al canal interoceánico de Nicaragua como la mejor vía comercial marítima para EEUU Sin embargo, la opción ingenieril inferior del canal de Panamá terminó por imponerse en el juego del mercado. La empresa constructora francesa quebró y EEUU aprovechó para adquirir sus activos a muy bajo precio y reiniciar la construcción en 1904 a partir de las obras ya adelantadas.
En 1898 Aniceto se retiró con el grado de comandante de la Marina de EEUU y fue enviado a Cuba como comisionado naval. Le siguieron misiones a Filipinas en 1900, para establecer una base naval en Olongapo, y a Liberia en 1902, para determinar dónde podría enclavarse una estación carbonera.
Hacia 1906 fue contratado por Cuba como ingeniero jefe de los proyectos de irrigación y las obras de control de inundaciones en el Valle Roque (Matanzas). Tras un largo padecimiento de arterioesclerosis falleció en Nueva York, el 21 de julio de 1908. Fue enterrado en el Cementerio de Arlington.
Al reciclarse hoy la idea de abrir paso a la navegación desde el Atlántico hasta el Pacífico por Nicaragua, el gobierno nica y el grupo empresarial chino HKND repasarán de seguro las memorias e informes técnicos del ingeniero cubano-americano Aniceto García Menocal, quien desde que su primera monografía Inter-oceanic Canal Projects [Proyectos de canal interocéanico] (1879), publicada por la Sociedad Americana de Ingenieros Civiles, sostuvo que un canal por Nicaragua sería mucho más económico que otro por Panamá, ya que exigía menos trabajo ingeniero y quedaba más cerca de los puertos.
Arnaldo M. Fernández

18/8/2014


ESPECIAL PARA EL NUEVO 

HERALD




Salía de su consulta de Prado 52, en La Habana republicana sin saber que sería, a pesar de su tartamudez y de algún examen reprobado, el médico insigne de su tierra y nominado siete veces al Nobel de Medicina. Caminaba entre su gente como un genio más, respirando entre deducciones y teorías, el sabor a mar de una isla devastada por el hambre de la postguerra y las víctimas, españolas y cubanas, de uno de los flagelos más terribles de la historia.
El doctor Carlos Juan Finlay de Barrés tenía desde 1881 el instinto y las pruebas experimentales de que el mosquito transmitía la fiebre amarilla, y eso era ya ganar la paz. La epidemia que azotó durante siglos el territorio de “Indias” fue muchísimo peor que la actual plaga de ébola. Decenas de miles de soldados españoles, esclavos y ladinos perdieron su vida a causa del “vómito negro”, como también se le conocía, debido al sangramiento digestivo que producía. En Panamá, las obras del canal estuvieron a punto de sucumbir a los enjambres de fallecidos.
El hoy centenario brazo transoceánico era un criadero perfecto para el mosquito transmisor de la enfermedad. Próximo a la selva, húmedo, caliente y poblado de trabajadores que amanecían y anochecían a merced de las picadas, el surco de agua era un lugar muy probable para perecer. Se estima que durante las dos fases de construcción del Canal de Panamá, la francesa y la americana, los obreros perecían como moscas a causa del mosquito. Se dice que las autoridades francesas minimizaron la epidemia para reclutar más empleados; pero el mosquito, tras picar a un enfermo, era capaz de pasar el virus a varios hombres sanos y eso costó más de 20,000 vidas.
El mosquito era ignorado y el flavivirus poco o nada conocido. Sólo se hablaba de partículas virales en las salas hospitalarias y las asépticas academias de antaño. Su forma de pegarse, su estructura molecular y cómo escapar de él era un misterio, tan difícil entonces como el propio nombre del género, arboviridae.
Pero si algo hizo a Finlay grande fue su persistencia en el éxito. Una y otra vez expuso su teoría, sus hallazgos, la lógica imaginativa y la realidad convincente de sus experimentos. Su talento y su gracia científica fue más allá de las palabras y la envidia. Según la Universidad de Virginia, Finlay usó su experiencia de otra epidemia para sus estudios en la fiebre amarilla. Dedujo que el cólera que sacudió a La Habana en 1867, era una enfermedad transmitida por el agua contaminada, pero las autoridades sanitarias de la colonia simplemente no lo publicaron. Así y todo el doctor Finlay continuó y su amor en mitigar el dolor ajeno fue tan fuerte que llegó a la iglesia para hacer nueva fe. Cuentan que existe una placa en la catedral de Nuestra Señora del Carmen, en la capital cubana, para perpetuar la memoria de catorce Carmelitas Descalzos que se prestaron para los experimentos clínicos.
CONTAGION
La visita del doctor Walter Reed a la Habana en 1900, como parte de la Comisión de Fiebre Amarilla del Ejército de Estados Unidos, dirigida a comprobar los trabajos de Finlay, trajo una cadena de éxitos y conflictos éticos impredecibles. No faltó quien quisiera la gloria del médico caribeño.
El doctor Finlay había descrito hasta los más íntimos detalles sobre los ciclos de vida, alimentación, reproducción y distribución geográfica de los mosquitos. Sabía como evitarlos y que hacer para evadir el mal que había convertido a La Habana, Veracruz, Panamá y Río de Janeiro en un eje epidémico que flagelaba sin compasión. Pronto las autoridades de salud de la Marina de Estados Unidos notificaron a la alta nomenclatura de la nación americana sobre los importantes hallazgos del galeno criollo. El doctor William Crawford Gorgas quien aplicó una campaña de higienización en el itsmo escribió sobre Finlay: “Su razonamiento para seleccionar la Stegomyia (el mosquito) como agente transmisor de la fiebre amarilla es la mejor pieza clínica que se puede encontrar en Medicina en cualquier parte”. Finlay había descrito el “contagion” o vector, el agente transmisor de la enfermedad.
El doctor Crawford Gorgas implementó casi de inmediato el uso de mosquiteros entre los obreros, la fumigación de los edificios, la irrigación con petróleo de los estanques y la eliminación de residuales de agua dulce que podían gestar larvas de Culex y Aedes Aegypti. Como epidemiólogo clínico, Finlay había publicado en su isla natal cómo ponerle fin a la miasma que hizo pagar más que un diezmo a la bella de los mares.
El 15 de agosto de 1914 se abrieron al tráfico las compuertas de las Américas y en su umbral un benefactor recibió los honores de la República de Panamá. El doctor Carlos J. Finlay fue consagrado, entre muchos agasajos, con un busto hecho por el Hospital de Santo Tomás, expuesto muy cerca de donde se salvaron tantas vidas gracias a su perspicacia clínica y su reticencia. Una placa además, guarda su memoria en las riberas del canal de los océanos.
LA DOCTRINA CUBANA
Lo mejor del método finlayista ensayado en el Canal fue su simplicidad y su carácter duradero. Más de un siglo después, los procedimientos establecidos para la contención de epidemias de dengue hemorrágico, la fiebre del Nilo y la malaria, entre otras, siguen siendo las propuestas por el médico camagüeyano. En el libro Finlay: El Hombre y la Verdad Científica publicado en 1987; el doctor José López Sánchez cita que su método de erradicación es conocido mundialmente como la “doctrina cubana”.
El profesor H. Bergstrand, del Comité del Nobel de Medicina del Instituto Carolina, de Estocolmo, dijo en el año 1951 durante la inauguración de la ceremonia anual de los premios: “En 1881, el doctor Carlos Finlay, de la Habana, escribió un tratado en el cual se aseveraba que la fiebre amarilla era transmitida por mosquitos, pero su aseveración atrajo muy poca atención... Este descubrimiento (refiriéndose al Aedes aegypti como agente transmisor) hizo posible combatir la enfermedad aislando a los pacientes de los mosquitos. Se obtuvieron resultados extraordinarios por este simple método. Uno de ellos fue la exterminación de la fiebre amarilla de la zona del Canal de Panamá, una premisa para poder concluir su construcción”.
Mucho antes, el profesor y médico, Ronald Ross, ganador del Nobel de Medicina de 1902 por sus trabajos en malaria, le había escrito al venerable Finlay: “Me han impresionado profundamente sus trabajos sobre la fiebre amarilla, y durante mi visita a Panamá tuve la ocasión de departir con muchos médicos que le conocen y de justificar así mi impresión personal sobre su obra. Me sería por consiguiente, muy grato presentar su nombre al Comité de Medicina del Premio Nobel, para someterlo a su decisión para el año 1905...”
Hasta el día de hoy, médicos de toda América esperamos, si no es mucho pedir, un título Nobel único, in memoriam, del Instituto Carolina, que devuelva la gloria arrebatada al doctor Finlay de Barrés. Todavía hay tiempo. No es necesario el dinero, ni la hermosa medalla de oro. El Canal nos lo recuerda.

16/8/2014

















15/8/2014

‘Las mujeres no saben decir adiós’ en el Koubek - Teatro - ElNuevoHerald.com

‘Las mujeres no saben decir adios

ESPECIAL/EL NUEVO HERALD





Si una mujer al leer esta historia se siente aludida no es de asombrarse, porque estas son experiencias reales, sacadas de las notas de un psicólogo.
Se trata de los temas de la comedia Las mujeres no saben decir adiós, ideal para que la vean adultos cansados de sus parejas, y para que la interpreten actrices de variadas edades y talentos. “La obra evalúa, de manera grata en algunos casos, y de manera dramática en otros, relaciones que no están sustentadas en el amor”, avanza el director, el dramaturgo venezolano Juancé Gómez, y se presenta en el nuevo teatro del Koubek Center este fin de semana, producida por Marti Productions, que dirige Tania Martí.
“Es la historia de una psicóloga, Cecilia, interpretada por Pilar Bru, que quiere escribir un libro sobre el amor en las vidas de mujeres de más de 35 años, y escoge a tres casos de su consulta profesional”, relata Gómez.
Las otras tres actrices son: en el papel de Estela, la mexicana Susy Rosado, que se ha destacado en programas muy vistos en la televisión; en el papel de Romina, Sofía Elizarde, bailarina, coreógrafa y actriz con fuerte base dramática, formada en el Instituto Superior de Arte (ISA) de La Habana, y en el papel de Liliana, Noris Joffrey, reconocida actriz de la televisión y el teatro puertorriqueños.
Estela es una señora de clase alta, casada desde hace unos 15 años con un abogado de mucho dinero, y ambos tienen tres hijos, pero este hombre se enamora de otra mujer, y ella llega adonde Cecilia devastada, porque su marido le pide el divorcio. Las amigas le dicen: “Tú lo que tienes que hacer es pedirle todas las propiedades, para que no quiera divorciarse de ti”.
“El problema fundamental de estas mujeres es que prefieren estar relacionadas con alguien que no las hace felices antes de quedarse solas”, cuenta el director.
El caso de Romina es el más complejo y bastante drástico, ella es fotógrafa y decide que no puede quedarse sola, por lo que amenaza a su pareja con el suicidio.
“Los personajes son muy reales y la psicóloga va revisando los casos de sus pacientes, y el porqué están en relaciones que quizás no quieren seguir, pero es porque no conciben vivir sin depender de alguien”, analiza Gómez.
Finalmente, está el personaje de la mujer de la calle, Liliana, que no es tan exquisita. Esta comienza un tórrido romance con un muchacho de 26 años y deja a su esposo. Pero antes necesita su permiso.
“Hay un último giro emocional y dramático y eso se le deja al espectador, para que se lo vaya figurando hasta que llegue el final”, promete Gómez.
El autor de la obra es Fabrizio Origlio, y se supone que sepa de todo esto por su profesión. “Fabricio es psicólogo, y aquí hay mucho de lo que es su experiencia, y sabe que la gente
sobrevive”.
Las mujeres no saben decir adiós es musical, y el autor lo escribió así, con temas de baladas y boleros muy conocidos, como Bésame mucho, de Consuelo Velázquez. Son temas alusivos a los problemas de estas mujeres, por ejemplo: La mujer que al amor no se asoma, de Ben Mola y Agustín Lara; Contigo en la distancia, de César Portillo de la Luz; Yo lo comprendo, de Roberto Cantoral; Camas gemelas, de Lolita de la Colina y Qué ganas tengo de no verte nunca más, de Alejandro Vezzani.
La obra de Fabricio es sencilla y cortita, no dura más de una hora y media. Y aunque las actrices no son cantantes, interpretan las canciones como parte de sus confesiones, por lo que las entrena el conocido compositor y cantante Lázaro Horta”, comenta Martí y sobre su éxito dice que “en Buenos Aires ya lleva 12 meses en cartelera”. • 
‘Las mujeres no saben decir adiós’, de Martí Productions, www.martiproductions.net, sábado 15 y domingo 16, 8:15 p.m. y domingo 17, 4 p.m., en el Teatro del Koubek Center, 2705 SW 3 St., (305) 220-2863. $30, entrada general y grupos de seniors y estudiantes, $25.
olconnor@bellsouth.net
n decir adiós’ en el Koubek - Teatro - ElNuevoHerald.com

12/8/2014

LA MUERTE DEL ACTOR ROBIN WILLIAMS; UNA EXPLICACIÓN 12 de Agosto del 2014




El famoso y gran actor comediante, Robin Williams falleció ayer a los 63 años de edad, a causa de un aparente suicidio.    Nacido en una familia acomodada, este multifacético actor comenzó su fama en la televisión, y continuo en el cine donde también asumió papeles serios, siendo nominado varias veces al premio “Oscar”.    En su vida personal, sufría de depresiones severas complicadas por múltiples adicciones incluyendo alcohol y cocaína.    Es aparente que Williams sufría de un trastorno bipolar (enfermedad maniaco-depresiva), con historia de graves episodios de depresión.    Afortunadamente en el presente esta terrible enfermedad es tratable y un paciente con fármacos y psicoterapia vive normalmente.    Entonces, uno se pregunta, como es que Williams no pudo vencer su dolencia?    Estoy seguro que estaba en manos de excelentes profesionales.    Tenía el dinero y educación suficiente para tener este acceso.    La respuesta, en mi experiencia, está en que aunque este padecimiento es tratable, hay casos incurables.    Un gran Profesor y amigo ya fallecido, el Dr. José Gurri, preguntaba; que tenemos que lograr del paciente en su primera visita?    La respuesta;  que se presente a la segunda!    Sin tratar de imitar a los muchos que especulan en la televisión, mi mayor impedimento en el tratamiento de estos casos era, el poder convencer a los pacientes que renunciaran al sentimiento de euforia que sentían cuando estaban en la fase maniaca.    Robin Williams no solo ofrecía una visión de hiperactividad con su comicidad, sino se veía como el gozaba de este sentimiento.    Si a esto se le une cocaína como estimulante físico y aplausos, admiración y fortuna como incentivo emocional, se vislumbra la dificultad de mantener un tratamiento adecuado.    Un caso muy difícil que tuve, cuando después de muchos intentos se logro estabilizar su ánimo, me confesó; Dr. es que cuando estoy normal me siento muy aburrido!    No deseaba renunciar a su efervescencia maniaca, aunque odiaba y reconocía el riesgo de su melancolía.

Fernando J Milanés MD
Profesor de Psiquiatría, UM, Ret.


10/8/2014

MARTI PRODUCTIONS INC. PRESENTA:



"Las Mujeres No saben decir Adios"


UN Fin de Semana en Miami puede ser distinto. 

AGOSTO 15 Y 16 , VIERNES Y SABADO 8:15PM 
AGOSTO 17, DOMINGO 4PM

KOUBEK CENTER
2705 SW 3 STREET
Miami, Fl 33135

Cecilia, una psicóloga de importante trayectoria (Pilar Bru), revisa tres de sus casos más emblemáticos en busca de las fantasías y secretos del alma femenina al relacionarse con los hombres. Estas pacientes, muy distintas entre sí, (Susy Rosado, Noris Joffre y Sofia Elizarde) van planteando en sus “sesiones” con humor e inteligencia las desventuras de las mujeres en el matrimonio. Los hijos, los bienes materiales, las infidelidades y las rutinas van apareciendo en los análisis de estas mujeres que se confiesan ante su terapeuta.

Esta comedia dramática cuenta con destacados boleros que las actrices cantan en vivo como parte de sus historias y un sorprendente final que emocionara a las mujeres y dejará a los hombres pensando. No te la pierdas . 

Reservaciones:305-220-2863

Elsa I. Pardo

4/8/2014

CONCIERTO

Martha Marchena interpreta clásicos de América Latina
                         Un concierto presentado por




 Fundación Educativa Carlos M. Castañeda
&
Knight Foundation
 Viernes, 17 de octubre, 7:30 p.m.
Koubek  Theater
2705 3rd Street, Miami, FL 33135
Donativo:  $35
Info:  305-283-4963

Un recital que celebra la rica y dinámica herencia cultural hispanoamericana de Miami a través de la música de los grandes compositores de América Latina y la pasión interpretativa de la galardonada, internacionalmente aclamada pianista Martha Marchena 

Concierto beneficio del Fondo de Becas de la FECMC

30/7/2014

Una nueva casa de la cultura




Nueva casa de la cultura
 
En el Mejunje, la casa de la cultura, se celebrará la inauguración de "Arte y Más con Elsa Pardo, el 8 de agosto, en el 2742 S.W. Calle 8 #21 a las 8:00 p.m. (Entre la avenida 27 y 28).


Arte y Más con Elsa Pardo dará la oportunidad a todos los artistas, cantantes, compositores, poetas, escritores, actores, productores, escultores, periodistas, música en vivo, exposiciones de pintura, presentaciones de libros, cuentos, teatro, conferencias, homenajes, y a todos los que deseen expresar su arte, literatura y más! Todos podrán vender sus libros, pinturas y artesanía, repartir sus tarjetas de negocios y anunciar sus eventos artísticos, literarios, musicales y mucho más. Estan todos cordialmente invitados. 
 
Para confirmar su asistencia y para mas información, llamar a Elsa al 305 953-5597.   
 

6/6/2014

Periodista venezolana gana la beca Carlos M. Castañeda



La Fundación Educativa Carlos M. Castañeda (FECMC) otorgó su beca anual de periodismo a la venezolana Arianne Alcorta, recién graduada de la Universidad de Miami con un B.S. en periodismo y teatro, para realizar estudios de maestría en periodismo en la Universidad de Columbia en Nueva York.


Durante sus años universitarios, Arianne ha producido todo tipo de historias como reportera y presentadora de la televisora de la Universidad deMiami (UMTV). Las noticias abarcaron temas tanto en inglés como en español. También hizo prácticas en TV/Radio Martí, Univisión Tampa Bay y el noticiero afiliado ala ABC, WPLG Local 10.

Nacida en Venezuela, Arianne también vivió en España donde culminó sus estudios escolares. Al haber vivido en tres países distintos, esta joven desarrolló un conocimiento cultural extenso y una gran pasión por la noticia. Su esfuerzo e interés la llevó a ser escogida para hacerle una pregunta al presidente Obama durante un foro de campaña electoral en 2012, apareciendo en la televisión nacional.

Arianne, seleccionada entre numerosos aspirantes de América Latina y los Estadios Unidos, se distingue por empujar los límites del periodismo cuando se cierran las avenidas más tradicionales. A raíz de la alarmante crisis en Venezuela desde principios de este año, Arianne produjo un documental en cuestión de tres semanas recolectando imágenes, videos y leyes escritas que evidenciaban la violación de derechos humanos en su país. La joven incluyó las voces de estudiantes venezolanos alrededor del mundo, quienes pedían a gritos ser escuchados. Su documental en inglés y español “Venezuela Fights for Freedom”, ha sido una sensación en YouTube, visto por casi medio millón de personas en cuestión de días. Arianne desea continuar su lucha por la libertad de expresión en países como Venezuela, “Mi sueño es convertirme en la voz de quienes necesitan que su realidad sea escuchada”, dice.

 "Fue una alegría indescriptible y un gran honor para mí y el resto de mi familia haber recibido tan prestigiosa beca.. Me encuentro muy emocionada y tremendamente agradecida con la Fundación Educativa Carlos M. Castañeda. Espero hacer de este año una experiencia inolvidable que me permita seguir creciendo en la labor de la noticia,” dijo Arianne cuando supo que había resultado ganadora de la beca.

Arianne vive los principios de Carlos M. Castañeda y tiene la fibra de ser una gran periodista en la vena del Maestro.

La Fundación Educativa Carlos M. Castañeda concede esta beca anual de $7,000 a un
estudiante hispanohablante para realizar estudios de posgrado en periodismo en una
universidad acreditada de los Estados Unidos. Para mayor información sobre la beca, acceda a www.fecmc.org o escriba a fecmc@me.com.

La figura del día: Arianne Alcorta

 Publicado en El Nuevo Herald

La Fundación Educativa Carlos M. Castañeda (FECMC) otorgó su beca anual de periodismo a la venezolana Arianne Alcorta, recién graduada de la Universidad de Miami con un B.S. en periodismo y teatro, para realizar estudios de maestría en periodismo en la Universidad de Columbia en Nueva York.
A raíz de la crisis en Venezuela desde principios de este año, Arianne produjo un documental en cuestión de tres semanas que evidenció la violación de derechos humanos en su país. Su documental en inglés y español Venezuela Fights for Freedom (Venezuela lucha por la libertad), ha sido una sensación en YouTube, visto por casi medio millón de personas en cuestión de días.
“Fue una alegría indescriptible y un gran honor para mí y el resto de mi familia haber recibido tan prestigiosa beca”, dijo Arianne.

1/6/2014

Maria Argelia Vizcaino



  • M

    ¿Por qué NO quieren que se hable de política?

Todo cubano que acepte cualquier idea que tan siquiera alegre a los depredadores castristas como un comportamiento apolítico-político, son CASI todos lagoteros de la tiranía

Por María Argelia Vizcaíno




Todo cubano que advierte a otro diciendo que no se mezclan en política, que no quiere saber de la misma, y especialmente repitiendo que “el arte y la cultura no tiene nada que ver” con esta, es que una gran parte de ellos se siente responsable directo o indirecto de simpatizar con la tiranía de los Castro.

Puede que exista algún apático, ignorante, o desinformado que caiga en el mismo jamo, y de forma independiente se ponga a repetir el repertorio preparado desde el círculo de “apolíticos-políticos”, pero son los menos sin embargo, con esa indiferencia no dejan de tener su dosis de colaboracionista de la misma infamia. Y cuando demuestran su enojo, por esto que estamos escribiendo, destacan lo acomplejados que se sienten por su desconocimiento o porque vivieron engañados creyendo en aquel régimen y les cuesta reconocerlo.

No olvidamos que estando en Cuba, algunos agentes infiltrados del régimen le preguntaban a mi esposo por qué cantaba canciones en inglés en su banda “undergroung”, que el gobierno primero no lo permitía y miraba mal al que lo hiciera, a lo que él les contestaba que le gustaba esa música, que no tenía nada que ver con política.

Ahora lejos del suelo nativo, los agentes o cómplices del gobierno totalitario cuando nosotros los exiliados protestamos por la presencia de los artistas representantes del gobierno castrista, responden lo mismo, “la música no tiene que ver nada con la política”, aunque la música de ellos sea totalmente comprometida con los intereses de los Castro.

Por eso, cada día me convenzo más que todo ese cubano en el exterior que plantea que la política no tiene nada que ver con la cultura y el arte, es aquel que sintió beneplácito y todavía siente por el castrismo y sus secuaces. Ya sea que formó parte del sistema gubernamental, o sus padres fueron partícipes directos, quizás como miembros de la UJC, del PCC, o chivatones de gratis,  o corderitos neutrales, y no quieren aceptar el grado de culpa que han tenido y tienen, en mantener en el poder a los que tanto han mancillado a nuestra patria.

Son más sensatos aquellos que admiten haber creído en las promesas socialistas, o que provienen de familia “revolucionaria” que jamás le contaron lo que en realidad sucedió en Cuba cuando ellos eran pequeños o no habían nacido, pero que a pesar de todo acatan ese grave error, y estando libres jamás repiten lo que le conviene a los castristas, tratando de aprender la verdadera historia que les fue vetada. En realidad no sólo son más sensatos, sino mejores personas y cubanos.

Hay quien tiene la facultad de ser ambivalente, de declararse anticomunista y sostener amistad con comunistas confesos. Yo no lo entiendo, ni puedo serlo, porque tengo un concepto muy alto de la amistad y de la patria, y considero a los enemigos de mis amigos, mis enemigos. Mucho más si esos amigos han sido víctimas de la tiranía y los enemigos forman parte de los victimarios, aunque sea sonriéndoles sus canalladas o callando sus crímenes complacientemente.

Lo más penoso que algunos, habiendo sido humillados, maltratados, perseguidos, apaleados, apresados, censurados, hostigados, pisoteados, arrastrados, separados de su familia, por culpa del mismo ente diabólico, estén flirteando, tanto con los del alto poder como con sus arrastrados defensores, sabe Dios con qué oscuros propósitos, omitiendo o borrando historias que inculpan las múltiples bajezas cometidas en nombre del comunismo. Acusándonos a los que expresamos nuestra opinión divergente de falta de respeto, poca capacidad intelectual, comentarios insidiosos, “mezclando la política equivocadamente con el arte” (y dale con la misma cartilla de los que se les clavó en el pecho el juramento del pionero de ser como un asesino).

Para estos “apolíticos” seguir en la conga castrista con sus artistas representantes, es amar a Cuba, y los que estamos en contra es porque no la queremos. Están resentidos con los que primero se fueron del país, culpándolos de que no hicieron nada y los embarcaron dejándolos bajo el comunismo, lo que nos demuestra cuán lavado tienen aún el cerebro que no saben nada de la historia real de los miles de presos, asesinados, los que murieron luchando, hasta mujeres fusiladas en esos primeros años que nos impusieron la barbarie. Mezquinamente eximiendo de culpas al mayor responsable de nuestra tragedia y a los que lo vitorean. Y si acaso aceptan la invasión de Bahía de Cochinos, es para referirse despectivamente sobre quienes valientemente arriesgaron sus vidas y fueron traicionados.

Después de ese alarde de “conocimientos” repiten “que lo tumbe quienes lo pusieron”, sin embargo se lavan las manos con quienes lo mantienen, que coincidentemente son ellos mismos en su generalidad. Hablan del “embargo”, como si fuera el criminal que deja sin comer a los niños, y saben bien que en Cuba entra de todo para sus dirigentes y turistas, y que EEUU es el país que más comida les vende y de donde mayor ayuda les llega. Pero les encanta decir que los exiliados se enriquecen a costa del mismo, y omiten hablar sobre el verdadero embargo del castrismo a su propio pueblo.

Y tratar de ofrecerles testimonios o crónicas de lo ocurrido, es perder el tiempo, porque en su mente robótica solo cabe lo que les inculcaron, por eso afirman que el llamado “exilio histórico” se siente superior y está lleno de odio, que es lo mismo que ven en su espejo, por ser engendros del odio. Como si el exilio histórico fuera una fecha de llegada o un problema generacional, cuando es una postura ejemplar de todo cubano independiente del día de salida definitiva del país. Quienes los depauperan son los que tienen complejo de superioridad creyéndose muy inteligentes, cultos, menospreciando a quienes carentes de títulos y estudios por estar trabajando duro y dignamente, al menos no han perdido el sentido común, que no sé por qué es el talón de Aquiles de muchos de los intelectuales. Lo más irrisorio es que juran y perjuran que ellos sí están en contra de la tiranía, que sí han luchado en su contra, pero sus acciones a su favor demuestran todo lo contrario.

Es por eso que señalamos a casi todos aquellos que se autoproclaman “apolíticos” como los seres más políticos y serviles de la tiranía, porque como escribí ya una vez, con esa aseveración de “puros artistas y amantes de la cultura” están eludiendo sus responsabilidades cívicas, contra el dolor ajeno, e hipócritamente a nombre del “amor, y la unidad, por el arte y la cultura cubana” y su fidelidad a un amigo acólito de los represores (aunque se haya mantenido en silencio ante los abusos), se ponen a su mismo servicio.

Son despreciables todos los que viviendo en democracia no se definen por miedo. O estás a favor o en contra de la perversidad comunista, pero quedarse en la cerca, aplaudiendo todo lo que beneficia a la tiranía sin jamás públicamente apoyar ni respetar a los que luchan o han luchado por devolver a Cuba la libertad, sin alzar la voz en contra de todos los horrores que allá se llevan a efecto,  por el contrario, defender los intereses del castro comunismo, es seguir con la doble cara, la impostura, el oportunismo, la desvergüenza, tratando de quedar bien con Dios y con el diablo, por eso mantienen su cuota de culpabilidad que tratan a toda costa de esconder.

Hay algunos con más dobleces y actitudes histriónicas que pregonan su “anticomunismo” porque han escrito un poema, una canción de protesta, unos artículos, o quizás algún día lo detuvieron en la Isla por una actitud irreverente, pero como perros fieles a la enseñanza que recibieron o por envidiosos del éxito ajeno, hacen y repiten lo que sea que favorece a los causantes de que estemos todos fuera de nuestra tierra natal. Son tan egoístas que ponen sus intereses personales por encima de los valores cívicos y patrióticos, por lo que parecen enviados directamente de la escuela de espías de los represores de Villa Marista para cumplir su misión de desestabilizadores, o fueron reclutados para el mismo fin, o quizás otro más oprobioso.

Unos más evidentes y otros más disimulados, lo que sí es un hecho que todos los que favorecen cualquier contubernio que pretendan los comunistas, y los que se codean con sus paladines de rótula gastada, hacen mucho daño al pueblo cubano, y no se debe ofender al ser catalogado como un personero del régimen directo o indirecto.

En cambio, los llamados “intransigentes” tenemos el orgullo de NO cooperar con nada que ayude o que alegre a un depredador comunista-castrista, porque todo lo que ellos anhelan va en detrimento de nuestro país y eso, de NO transigir con cualquiera de sus malévolos planes, es contribuir con la patria también, aquí, allá o acullá, y no lo que hacen los lagoteros (que se les arrastran).-

Por favor, no omita el nombre del autor ni la fuente de dónde fue publicado cualquier  escrito que copie y distribuya. Hay que respetar los derechos de los autores, que es respetarnos a nosotros mismos. Gracias.
María Argelia Vizcaíno


Páginas