11 nov. 2014

Los Estados Unidos bajo la administración del presidente Obama


Admiro al Presidente Obama porque a pesar de que proviene de un hogar disfuncional por la separación de sus padres cuando apenas tenía dos años, se convirtió en un “self made man”.  O sea, alguien que se hizo por cuenta propia y no por heredar fortuna, ni por conexiones familiares ni privilegios, y logro ser Presidente y el hombre más poderoso del mundo. Sus padres fueron un economista keniano que estudio en Harvard, Barack H. Obama y su madre, Stanley Ann Dunham, una antropóloga de Kansas. Solo volvió a ver a su padre una vez más y el nuevo matrimonio de su madre lo llevó al país de su padrastro, Indonesia, donde se educó en escuelas musulmanas y católicas. Su abuela materna le hizo saber que el trabajo duro tenía recompensa.  A los 10 años su madre lo envió de vuelta a Hawái con sus abuelos, para que recibiera una educación mejor. Lo admiro porque a pesar de todo, fue un alumno brillante y terminó estudiando Políticas en la Universidad de Columbia y Derecho en Harvard. Su abuela materna, Madelyn Payne Dunham, fallecida el día antes de su histórico triunfo electoral el 4 de noviembre de 2008 y quien lo quiso "más que a nada en el mundo", lo inspiró a pensar en grande. Ella "creía en la promesa fundamental del sueño americano" de la recompensa al trabajo duro "y nos resucitó" con su ejemplo, según Michelle, una abogada con la que Obama se casó en 1992 y con quien tiene dos hijas, Malia y Sasha. Chicago, la ciudad de Michelle, le ha dado mucho al presidente. Allí se mudó en los ochenta y fue trabajador social, luego profesor y defensor de los derechos civiles hasta dar el salto a la política en 1997 con su elección como senador por Illinois. Lo admiro por su entrada en la política nacional en 2004, tras ganar relevancia en la Convención Demócrata con un discurso en favor de la reconciliación racial, Obama desembarcó en la política nacional y entró al Senado. Lo admiro por haber sido Galardonado con el Nobel de la Paz en 2009 por sus "esfuerzos extraordinarios por reforzar la diplomacia internacional", puso fin a la guerra de Irak, ha fijado el camino para la retirada de Afganistán y autorizó la operación militar que acabó con la vida de Osama bin Laden el 1 de mayo de 2011. Lo admiro por ser progresista, competente, racional, decente, buen esposo, buen padre y buen presidente, además por su profundo sentido de integridad y la justicia. Y, me alegro aún más, que el pueblo norteamericano haya elegido a un hombre de raza negra, demostrando al mundo que los Estados Unidos sigue siendo un país de igualdad, libertad, justicia y democracia. Lo admiro por sus acciones, por sus logros, por las leyes que ha pasado a beneficio de los ciudadanos de esta gran nación y del mundo, porque “por su obras los conocerás”.  Somos lo que hacemos, no lo que pensamos ni sentimos. Además, los hechos no dejan de existir porque sean ignorados. Lo admiro por lograr que el país no se haya ido al abismo, por mejorar la economía, reducir el desempleo y el déficit, y por los muchos logros como Presidente que enumero a continuación, tal como te prometí.  ¡Pero, reconozco que como todo ser humano, el presidente Barack Obama ni es un mago, ni perfecto!   

Verdades y falsedades

El hecho de que Obama sea el primer presidente afroamericano, ha tenido que tolerar todo tipo de ofensas fuera de control, faltas al respeto, comentarios y campanas racistas que han puesto en duda su nacionalidad, estudios universitarios y hasta a identidad de su padre.  Se han intensificado los ataques políticos, la falacia y las calumnias en contra del presidente.  Continuamente lo han acusado de musulmán, antinorteamericano, gay, socialista y comunista, una mentira que se ha desmentido muchas veces con pruebas y la manera centrista en la que ha gobernado.  En este gran país no se puede cambiar el sistema de gobierno, convirtiéndolo en socialista, debido a la separación de poderes, por lo que todos esos ataques no se ajustan a la realidad.  Si fueran hechos reales, comprobados o de fuentes acreditadas, no importaría.  Pero, son producto de la imaginación, suposiciones y se fabrican historias falsas, con el objetivo de atemorizar y confundir a los votantes para que votaran por el candidato opuesto.  Gracias a esta gran democracia tenemos libertad para expresarnos, pero hay limitaciones como las declaraciones falsas, la difamación y la calumnia.  Estas palabras llenas de odio solo denigra la institución presidencial. La política exterior de este gobierno en el plano internacional nunca fue mejor que hoy día y la seguridad nacional se ha triplicado.  Los Estados Unidos tienen buenas relaciones con sus aliados y se le respeta hoy más que nunca.  Nuestro presidente Obama es un líder respetado mundialmente. La imagen de Estados Unidos en el mundo entero ha dado un giro grandioso con el presidente Obama, eliminando la imagen negativa en gobiernos anteriores.  Se le entrego un país con una economía débil y ha logrado salir de dos guerras, donde solo se ha logrado la muerte de miles de jóvenes norteamericanos, hispanos y de otros países, destrucción, millones de dólares en deuda y un país en bancarrota.  El presidente ha agotado todas las opciones antes de determinar un conflicto con Irán, que sería catastrófico, mucho más costoso, de más repercusiones económicas para el mundo como ninguna en la historia y con una parálisis del suministro del petróleo. Tenemos que reconocer que durante su administración, hasta ahora no ha pasado por ningún escándalo público ni privado significativo, ni ha sufrido una derrota militar notable o padecido un acto terrorista importante.  Se retiraron las tropas de Irak y las desplegadas en Afganistán como prometió.

Logros de Obama

El mundo entero comenta que a pesar de ser el Presidente de los Estados Unidos, al presidente Obama no lo han dejado gobernar. La prioridad del Presidente y su mayor logro fue evitar otra Gran Depresión y así lo hizo, a pesar de la falta de apoyo de los legisladores republicanos durante sus 6 años que lleva gobernando a este país. Todo empezó por la costosísima guerra de Irak.  Miles de millones de dólares se malgastaron en una guerra innecesaria y ahora tenemos un déficit gigantesco. El presidente Bush mintió, diciendo que habian armas quimicas en Irak para justificar la guerra y la CIA sabia que no era cierto. Lo que habia eran armas químicas obsoletas y el gobierno sabía que existían y que se utilizaron en contra de Irán y los kurdos.  Esas no fueron las armas que afirmaron estaban allí. Todo por  la venganza del ataque 911, sin castigar a los verdaderos culpables, Osama Bin Laden y Al-Qaeda. Sin embargo, la gran victoria de Obama fue la muerte de Osama Bin Laden.

Durante su campaña en 2008, cuando prometió a los votantes hispanos conseguir una reforma inmigratoria, no tenía presente que la crisis económica se convertiría en la prioridad de su gobierno.  Eso fue antes de que la economía estuviera al borde del colapso, su prioridad fue evitar otra Gran Depresión, pero incluso en el primer año, uno de sus actos fue invitar a la Casa Blanca a cada miembro del Congreso que apoyara una reforma inmigratoria integral, pero los republicanos que habían previamente apoyado la reforma, de repente se opusieron, y en particular John Boehner, líder de la cámara republicana por bloquear en esa cámara una reforma migratoria. Recuerdo que en junio 2013 el Senado aprobó una iniciativa migratoria integral, que refuerza la vigilancia en la frontera y da una avenida a la ciudadanía, a los 11 millones de indocumentados, rechazada por los republicanos en la Cámara Baja. Desde que Obama estuvo en campana, ha insistido y defendido una reforma migratoria amplia para millones de personas. “Obama dijo que existe la creencia de que el presidente es todo poderoso, pero en nuestro sistema de gobierno soy la rama del ejecutivo, no la cabeza del legislativo o el judicial, lo que prometí fue que trabajaría cada día tanto como pudiera para asegurarme de que todos en este país tendrían una oportunidad clara al sueño americano”. Sin embargo, todavía le faltan dos años para terminar su mandato y hace pocos días el presidente Obama dijo que antes de fin de año hará una reforma migratoria integral como prometió. El líder de los republicanos John Boehner lo amenazó con no hacerlo.  

Economía

Todos los expertos coinciden en que Obama heredó una economía con la peor recesión desde 1930, con un desplome de la banca y del mercado inmobiliario, unido a las dos guerras que sumadas costaban más de $16,000 millones al mes. En algunos programas de radio y TV dicen que Obama duplicó, triplicó y hasta cuadruplicó la deuda, pero según datos del Departamento del Tesoro, datos no partidistas, Bush dejó la deuda, en 11.870 trillones y no en 10.6 trillones y ahora está en  16 trillones. Cuando un país está en recesión, hay que dar estímulos económicos.  El primero lo otorgo Bush y el segundo Obama; de lo contrario, la banca y por lo tanto el país habrían colapsado.  Fue necesaria esa dolorosa determinación para salvar los bancos y la industria automotriz. Economistas como Paul Krugman, ganador del Nobel, han postulado que la austeridad lleva en estos momentos una doble carga, es como seguir sangrando a un enfermo de gravedad.  De hecho, el Fondo Monetario Internacional pidió hace poco el fin de la austeridad a los países más golpeados de Europa. Hoy 10 de noviembre 2014 tenemos una gran presidencia bajo el Presidente Obama, que en 6 anos ha logrado un increible progreso como lo indican las siguientes cifras:

This is what a successful Presidency looks like:

President Obama Took Office
(January 2009)

Today
7,949
The Dow Jones Index
17,573
7.8%
Unemployment
5.8%
-5.4%
GDP Growth
3.5%
9.8%
Deficit GDP %
2.8%
37.7
Consumer Confidence
94.5



In 6 years under President Barack Obama, we’ve made incredible progress as country 


Yo voté en el 2008 por Barack Obama.  Estoy convencida de que este hombre pasará a la historia por muchísimas razones, 
no solo  por haber sido el primer presidente negro de Estados Unidos, sino por todos sus logros que en el futuro se reconocerán.
Aunque hubiéramos querido que la recuperación económica hubiera sido más rápida, las medidas tomadas por el presidente fueron las necesarias. Warren Buffet, el segundo millonario de Estados Unidos, ha hecho declaraciones muy claras sobre el asunto. Muchos reconocen que fueron las políticas de la administración anterior las responsables de una catástrofe financiera, por suceder aquí, ha mantenido en zozobra no solo a la Nación, sino a las más importantes democracias del mundo.
Se estaban perdiendo 800,000 empleos al mes cuando entro a la presidencia y desde entonces se añadieron millones de empleos.  Eso no lo quieren decir sus opositores.  Si hubiera habido mayor cooperación de los republicanos en el Congreso, todo habría sido más fácil, pero han demostrado que su prioridad no es el bienestar del País, sino evitar la reelección de Obama, cosa que no pudieron lograr.

Las últimas cifras del crecimiento, la confianza del consumidor  el descenso en la tasa de desempleo son señales alentadoras.  El País ha comenzado ya a recuperarse.  La deuda ha aumentado, pero no todo es gasto.  También hay inversión y se destinaron fondos a mejorar la infraestructura del País y 
mucho más.

Continuara ....



EL DEFICIT DEL PRESIDENTE OBAMA

No existe una política que haya contribuido más al déficit que los recortes de impuestos aprobados en el 2001 y 2003, además de las guerras. Esas desacertadas decisiones se vieron agravadas por una crisis inesperada.
La crisis financiera aplastó nuestra economía, los ingresos se desplomaron, creció el gasto y nuestros pagos de intereses comenzaron a expandirse.
Es decir, el déficit actual es principalmente, aunque no exclusivamente, el resultado de esas decisiones políticas adoptadas durante los años de Bush. Por otro lado, se le echa la culpa a Obama del déficit actual y es porque el año fiscal 2009 comenzó en octubre del 2008, hasta septiembre del 2009, cuatro meses antes de que Obama llegara a la Casa Blanca. O sea que los gastos de las guerras y cortes de impuestos de Bush también están incluidos como gastos de Obama. Si atribuimos la mayor parte del año fiscal 2009 a George W. Bush, después de ajustar por la inflación, el gasto federal con Obama en realidad ha disminuido en un 0.1 por ciento. La realidad es que Obama tiene el récord más bajo en gastos entre presidentes recientes en los últimos 60 años, según expertos. Además del gasto de las dos guerras, tampoco Bush pagó la parte D del Medicare, lo que se conoce como el “donut” de las medicinas.
Si agregamos los gastos del paquete de estímulo, es una pequeña porción del déficit y de más corta duración.
Y las proyecciones económicas son inciertas. Entonces, creo que sin la crisis financiera, el actual déficit sería mucho más modesto.
La economía del país se fortalece impulsada por el aumento en el gasto del consumidor, la manufactura y la construcción comercial, según un sondeo de la Reserva Federal. También baja el déficit presupuestario de Estados Unidos, es decir, los gastos realizados por el gobierno que superan a los ingresos no financieros, han disminuido al nivel más bajo en el 2014. Pasó de $680,200 millones el pasado año, a $483,400 en el año fiscal que acabó el pasado 30 de septiembre y representa el 2.8% del Producto Interno Bruto (PIB). Esta es la cifra más baja desde el 2008, indicó el Departamento del Tesoro. Es el menor déficit registrado por Estados Unidos durante la presidencia de Barack Obama, después del record de $1.4 billones en el 2009.
Los ingresos aumentaron un 8.9%, mientras que los gastos se elevaron un 1.4% respecto al pasado año. En el último mes, el Tesoro sumó un superávit de $106,000 millones, frente al saldo positivo de $75,000 millones de septiembre del 2013. Estos datos demuestran el “regreso a la normalidad fiscal”. El secretario del Tesoro, Jack Lew, dijo: “Las políticas del presidente Barack Obama y el fortalecimiento de la economía de Estados Unidos han dado como resultado una reducción del déficit presupuestario en aproximadamente dos tercios, la mayor rebaja sostenida del déficit desde la Segunda Guerra Mundial”.
El Departamento del Tesoro afirma que el Presidente ha establecido en el presupuesto para el 2015 una hoja de ruta para hacer inversiones que aceleren el crecimiento económico, ofrezcan más oportunidades a los ciudadanos y garanticen la seguridad nacional. Creo que si se sigue fortaleciendo la economía y sigue disminuyendo el déficit, el Presidente no solo alcanzará sus metas, sino que cumplirá con sus promesas de estabilizar la deuda y mejorar la perspectiva fiscal a largo plazo.

Read more here: http://www.elnuevoherald.com/opinion-es/cartas/article3497881.html#storylink=cpy









No hay comentarios:

Páginas