7 dic. 2013

Escándalo religioso en Miami


Por Eduardo M. Barrios, S.J.
  
 

Asistentes a la Feria del Libro de Miami del 2012 examinan las obras presentadas en el puesto de la librería Books and Books.
Asistentes a la Feria del Libro de Miami del 2012 examinan las obras presentadas en el puesto de la librería Books and Books.
PEDRO PORTAL / EL NUEVO HERALD
Del 17 al 24 de noviembre se celebró en eldowntown miamense la tradicional Feria del Libro. Una vez más las librerías religiosas protagonizaron un escándalo mayúsculo, escándalo por omisión.
No se podía encontrar por toda la Feria ni siquiera una Biblia. Es una pena que con la sed de fe que hay, no se logre satisfacer ese deseo de tanta gente necesitada de libros sobre Sagrada Escritura, Moral y Espiritualidad, así como edificantes biografías de santos y literatura devocional e inspiracional.
Se habla tanto de que hace falta una nueva evangelización, y, sin embargo, se desperdician ocasiones preciosas, como la mencionada feria, para promover la buena lectura. Y no es que falten librerías cristianas en general y católicas en particular por la ciudad. Las hay, pero no se les ocurre a sus gestores aprovechar la Feria para dar a conocer y vender libros que valgan la pena leerse por sus sanos contenidos espirituales. Ojalá que no se incurra de nuevo en ese “pecado” de omisión cuando se celebre la Feria del Libro 2014.

No hay comentarios:

Páginas